logook

jaen-mons-vizcarra wEn la Ordenación Episcopal de Mons. Alfredo Vizcarra SJ el pasado 15 de agosto en el Patio del Colegio San Luis Gonzaga Fe y Alegría 22 de Jaén, en Misa concelebrada por dieciocho obispos y muchos sacerdotes, y con asistencia de más de 1,500 personas, el P. Francisco de la Aldea SJ leyó - a pedido de Mons. Pedro Barreto - unas palabras sobre el trabajo de Monseñor en el Chad, donde también trabajo el P. de la Aldea.

 

Mons. Vizcarra en El Chad

En 1988 nos destinaron a tres jesuitas del Perú al Chad en ÁFRICA: Juan Alarco, que trabajó varios años en San Ignacio, Alfredo Vizcarra y yo, que trabajaba en el Seminario Mayor de Jaén. Yo fui de Jaén al Chad. Monseñor Alfredo del Chad a Jaén.
Conociendo el Chad yo admiro mucho a Mons. Alfredo Vizcarra por su duro trabajo en la región de Mongo. Trabajo duro por el clima tan caluroso de la región. Las personas de allá son los “hadjarai”, es decir los hombres de las montañas, montañas que absorben el calor durante el día y lo devuelven durante la noche, con lo cual es difícil dormir.
La gente es pobre, pero muy dignos. La mayoría son musulmanes con los que los cristianos, que son minoritarios, se entienden bastante bien. Los cristianos son pocos, pero bastante unidos y han surgido vocaciones al sacerdocio y a la vida religiosa.
Mons. Alfredo Vizcarra llevó a Mongo Fe y Alegría preocupado por la educación popular en su zona.
Yo admiro también en Monseñor Alfredo su capacidad para hablar diferentes lenguas: habla con mucha facilidad el francés, el árabe chadiano, pero también el árabe clásico, lo cual le ha dado mucho prestigio entre los sabios musulmanes del Chad. Ha estudiado el mundo musulmán en Inglaterra, Roma, Líbano y Egipto.
Últimamente ha sido párroco de Abeché, la ciudad más musulmana del Chad. Pero desde esa ciudad ha realizado largos recorridos en camioneta por gran parte del norte del Chad para celebrar la Eucaristía a pequeñas comunidades cristianas dispersas compuestas por cristianos principalmente del sur del Chad a quienes su trabajo de funcionarios del gobierno les ha llevado por esas zonas. Todo esto lo he seguido por Facebook.
Creo que el Vicariato de Jaén tiene la suerte de tener un nuevo Obispo de Jaén a un experimentado misionero a quien Dios ha preparado conociendo otras culturas. El remplazará a Mons. Santiago García de la Rasilla a quien tanto aprecio.
Permítanme que dirija unas palabras de bienvenida a Mons. Henry Coudray, mi último superior jesuita en el Chad: “Monseigneur Henry soyez le bienvenu au Pérou y á Jaén”.
Francisco de la Aldea López, SJ

agendaCONFER

Retiros CRP

lampadaaccesa2

eventos

Copyright © 2017 CRP - Conferencia de Religiosas y Religiosos del Perú. Todos los derechos reservados.
Calle Torre Tagle 2461, Pueblo Libre, Lima - Perú - Teléfono: (+51) (01) 261-2608 - Desarrollado por Cecopros